Wednesday, November 22, 2017
Home » Immigration » Trump rejects including solution for DREAMers in budget bill

Trump rejects including solution for DREAMers in budget bill

 

Washington, Nov 2 (EFE).- President Donald Trump on Thursday ruled out allowing Congress to include any legislation to provide a solution for so-called “DREAMers” in the spending bill this year, a stance that could spark a battle with Democratic lawmakers or even a government shutdown due to lack of funds.

Trump took the position in a White House meeting with seven Republican senators, according to what the lawmakers said upon emerging from the get-together.

“The president made it very clear that he doesn’t want to see any DACA legislation as part of a year-end package,” said Georgia Republican Sen. David Perdue, who was at the meeting, referring to the Deferred Action for Childhood Arrivals program.

Estudiantes latinos beneficiarios del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA) sostienen carteles a favor del proyecto Dream Act durante una manifestación convocada hoy, jueves 2 de noviembre de 2017, por el grupo United We Dream en el parque Lafayette, frente a la Casa Blanca en Washington (DC, EE.UU.). El 5 de marzo de 2018 es la fecha que sirve de ultimátum para que el Congreso apruebe una legislación que regularice la situación de estos jóvenes indocumentados, muchos de los cuales se quedaron sin el amparo ante una hipotética deportación que supone DACA. EFE/Lenin Nolly

“We definitely ruled out putting any kind of DACA package on the omnibus bill, end of story,” Arkansas Sen. Tom Cotton told reporters.

In September, Trump announced that he was ending the DACA program, implemented in 2012 by then-President Barack Obama, which shielded some 800,000 young undocumented immigrants who were brought to this country by their parents as children, known as DREAMers.

Trump, however, gave Congress six months – until March 5, 2018, to find a legislative solution for the situation of the young immigrants.

But the Democratic opposition in Congress wants a law guaranteeing protection for the DREAMers – that is, ensuring that they cannot be deported now that DACA has been cancelled – before Dec. 31, and some Democratic senators – like Kamala Harris and Ben Cardin – have pushed the idea of including the measure in the budget bill that Congress must approve in December to keep the government solvent.

The Democrats, who hold 48 of the seats in the Senate, are using the threat of leaving the government without operating cash, thus causing at least a partial government shutdown, to pressure the Republican majority and get a beneficial replacement for DACA approved.

Trump did not publicly mention at the White House meeting on Thursday the ongoing conversations about the budget, telling journalists only that he wanted Congress to end the Diversity Visa Lottery and so-called “chain migration” whereby immigrants may bring in other relatives from abroad.

He did say, however, that there would be an announcement on the subject very soon. But the senators who met with Trump insisted that the president is in agreement with them that the DACA issue must not be included on the budget bill “under any circumstances,” according to Cotton.

If Trump and Republican leaders maintain their stance, and Democrats insist on approving a measure before year-end, it will be very difficult to achieve a budget agreement before Dec. 8, when the temporary financing measure that is currently supplying funds for government operations expires.

Trump wants the legislation that will replace DACA to include measures to strengthen border security, limit the granting of visas to a merit-based system and create a point-system whereby immigrants may obtain permanent residence in the US.

US President Donald J. Trump (L) holds up sample models of tax filing ‘postcards’ beside US Speaker of the House Paul Ryan (L) and Chairman of the House Ways and Means Committee Kevin Brady (R), during a meeting on a tax plan with House Republican leaders and Republican members of the House Ways and Means Committee; in the Cabinet Room of the White House in Washington, DC, USA, 02 November 2017. EFE

Trump rechaza incluir solución para “soñadores” indocumentados en presupuesto

Washington, 2 nov (EFE).- El presidente Donald Trump descartó hoy que el Congreso pueda incluir una solución para los jóvenes indocumentados llamados “soñadores” en el próximo presupuesto, una postura que podría desatar una batalla con los demócratas e incluso desembocar en un cierre del Gobierno por falta de fondos.
Trump acordó esa postura con siete senadores republicanos durante una reunión en la Casa Blanca, según aseguraron los legisladores al salir del encuentro.

“El presidente ha dejado muy claro que no quiere ver ningún tipo de legislación sobre DACA como parte del paquete (presupuestario) de final de año”, afirmó a los periodistas el senador David Perdue.

En septiembre, Trump anunció el fin del programa ejecutivo de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA, en inglés), impulsado en 2012 por el expresidente Barack Obama y que permitió proteger de la deportación a unos 800.000 jóvenes indocumentados que entraron al país como niños, conocidos como “soñadores”.

Trump dio seis meses al Congreso, hasta el 5 de marzo de 2018, para encontrar una solución legislativa para la situación de los “soñadores”.

Pero la oposición demócrata quiere aprobar una ley para proteger a los “soñadores” antes de que acabe el año, y algunos senadores de ese partido, como Kamala Harris y Ben Cardin, han planteado la idea de incluir esa medida en el plan de gastos que el Congreso debe aprobar en diciembre para mantener financiado el Gobierno.

Los demócratas -que controlan casi la mitad de los escaños del Senado- usarían así la amenaza de dejar el Gobierno sin fondos, y provocar su paralización temporal, para presionar a la mayoría republicana y lograr que se apruebe un reemplazo para DACA.

Trump no mencionó hoy públicamente las conversaciones sobre el presupuesto, y se limitó a decir a los periodistas que había tenido “una importante reunión sobre DACA con algunos senadores”, y que “muy pronto” habría “cosas muy buenas que decir al respecto”.

La estudiante Jacqueline Martínez (c), beneficiaria del programa de Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA), habla por megáfono a favor del proyecto Dream Act durante una manifestación convocada hoy, jueves 2 de noviembre de 2017, por el grupo United We Dream en el parque Lafayette, frente a la Casa Blanca en Washington (DC, EE.UU.). El 5 de marzo de 2018 es la fecha que sirve de ultimátum para que el Congreso apruebe una legislación que regularice la situación de estos jóvenes indocumentados, muchos de los cuales se quedaron sin el amparo ante una hipotética deportación que supone DACA. EFE/Lenin Nolly

Pero los senadores que se reunieron con Trump insistieron en que el presidente está de acuerdo con ellos en que el tema de DACA no puede estar incluido en la medida presupuestaria “bajo ninguna circunstancia”, en palabras del legislador Tom Cotton.

Si Trump y los líderes republicanos se mantienen firmes en esa postura, y los demócratas insisten en aprobar una medida antes de fin de año, será más complicado llegar a un acuerdo presupuestario antes del 8 de diciembre, cuando expira la medida temporal que financia actualmente las actividades del Gobierno.

Michelle Luján Grisham, la presidenta del caucus hispano del Congreso, un grupo de legisladores demócratas latinos, abogó hoy en un comunicado por aprobar antes de final de año “una ley bipartidista” que afronte exclusivamente la situación de los “soñadores”, sin incluir ese tema en otra medida.

El senador republicano Chuck Grassley, que hoy estuvo en la reunión con Trump, reconoció este martes en declaraciones al diario Politico que su partido tiene que “negociar con los demócratas” si quiere aprobar cualquier tipo de reforma migratoria.

Grassley y otros senadores republicanos han estado negociando una posible medida que reemplazara DACA y reforzara la seguridad en la frontera con México, y por otro lado, el senador demócrata Dick Durbin ha estado hablando con el conservador Lindsay Graham sobre un posible acuerdo bipartidista, según el diario digital The Hill.

Trump quiere que la legislación que reemplace DACA esté acompañada de medidas para reforzar la seguridad fronteriza, limitar la concesión de visas mediante un sistema de méritos y crear un sistema de puntos para obtener la residencia permanente.

A raíz del atentado del martes en Nueva York, el mandatario ha pedido, además, que el Congreso acabe con un programa de lotería de visados para naciones que tienen pocos inmigrantes en EEUU, y que permitió llegar al país al sospechoso del ataque, el uzbeko Sayfullo Saipov.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *